Diferencias entre el coronavirus Covid19 y el coronavirus en mascotas

Ahora es momento de buscar fuentes fiables sobre el coronavirus, estar bien informados, despejar todas nuestras dudas y evitar caer en bulos que solo causan confusión y pánico generalizado.

¿Qué es un coronavirus?

Existen distintos tipos de virus, de diferentes morfologías y modo de actuación, y todos ellos se clasifican en distintas familias. La familia de los coronavirus es una de ellas, llamada así por su forma, redonda y con protuberancias nos recuerda a una corona.

Cada familia a su vez, se divide en géneros y especies, tal y como se clasifican los seres vivos. El nombre científico del virus causante de esta pandemia es el Coronavirus SARS-CoV-2 y a día de hoy afecta exclusivamente a los humanos. 

Coronavirus SARS-CoV-2 causante del Covid-19. Fuente: National Geographic.

¿Las mascotas pueden sufrir coronavirus?

Como hemos explicado, los virus se clasifican en familias y dentro de éstas puede haber muchísimos virus distintos. Así pues, los animales también pueden infectarse de coronavirus pero no son necesariamente los mismos que producen enfermedades en humanos.

El coronavirus canino

El coronavirus canino provoca una enfermedad intestinal en el perro y se transmite a través de las heces de un perro contagiado. Este virus es específico de los perros y no causa enfermedad en otros animales.

La diarrea es el síntoma más característico por la destrucción de las microvellosidades del intestino, que son las encargadas de la absorción de nutrientes en condiciones normales.

Es común que aparezca alguna mancha de sangre en las heces y que tengan muy mal olor. Otros síntomas frecuentes son los vómitos, también podemos ver dolor abdominal y fiebre en algunos casos.

La peritonitis infecciosa en gatos

En gatos, también hay un coronavirus específico que provoca una enfermedad grave llamada peritonitis infecciosa o PIF.

El felino puede estar infectado y no llegar a desarrollarla nunca. El contagio se produce por la inhalación del virus, normalmente al oler las heces de otros individuos infectados.

Los gatos con inmunosupresión o infectados con otros virus tienen más posibilidades de padecerla.

La enfermedad tiene puede presentarse de dos formas:

  • Efusiva: con ascitis, derrame pleural…
  • No efusiva: sin acumulación de líquidos. Puede cursar con síntomas neurológicos.

Ambas son mortales, pero la forma efusiva es la de más rápida evolución.

Existe una vacuna local, que se aplica de forma intranasal y previene del contagio. Está destinada a los gatitos que han nacido en casa, seronegativos, pero que salen al exterior y tienen probabilidad de contagiarse.

Coronavirus es un término muy amplio en el que entran muchas enfermedades de distintas especies, por esta razón es normal la confusión que ha generado entre la población.

La pandemia actual es exclusivamente de humanos, no hay evidencias científicas que avalen que los animales de compañía transmitan el coronavirus.

Esta información ya ha sido declarada por la OMS y no es necesario ponerles mascarillas, ni hacerles test de Covid19 a las mascotas.

Lo recomendable siempre es lavarse bien las manos, evitar tocarse la boca, nariz y ojos si están sucias y usar mascarilla y guantes si lo tenemos disponible para ir a los sitios con afluencia de personas.

Como centro veterinario y profesionales de la salud también es nuestro deber concienciar a la población sobre la prevención de enfermedades.

Si quieres saber más sobre la salud de perros y gatos no dudes en visitar nuestro Facebook e Instagram.

Dejar un comentario